Comentarios a la sentencia del TSJIB que reconoce la prestación por maternidad a un padre biológico en un supuesto de maternidad subrogada

Comentarios a la sentencia del TSJIB que reconoce la prestación por maternidad a un padre biológico en un supuesto de maternidad subrogada

Los hechos de los que entendió la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de las Islas Baleares de 30 de enero de 2017 son los que a continuación pasamos a resumir. El matrimonio utilizó el método de maternidad subrogada para proceder a la adopción de un recién nacido en el Estado de Illinois (EE.UU). A saber, el esperma del futuro padre fecundó in vitro los óvulos de una donante anónima que se implantaron después en el útero de la gestante (una tercera persona, ésta sí plenamente identificada y con quien los futuros padres pudieron mantener y mantuvieron una relación fluida en el curso del embarazo).

Continuar leyendo

El derecho al olvido y las dificultades para su correcto ejercicio

El derecho al olvido y las dificultades para su correcto ejercicio

1. ¿Qué es el derecho al olvido?

El derecho al olvido es una nueva versión de los derechos de oposición y cancelación de datos personales que la LOPD otorga a los interesados pero aplicando sus efectos a los datos que figuran en los buscadores de Internet. Si bien los derechos de oposición o cancelación se relacionaban con los presupuestos de que los datos eran erróneos, desfasados o ya no tenían ninguna utilidad, el derecho al olvido protege a los interesados que quieran retirar de los motores de búsqueda datos personales que no cumplan los requisitos de adecuación y pertinencia de la normativa.

Continuar leyendo

El “Toro de Osborne” ante el Tribunal Supremo

El Toro de Osborne ante el Tribunal Supremo

Quedan ya pocas vallas publicitarias en las carreteras españolas dónde aparezca el imponente y vasto perfil de un toro de lidia irrumpiendo de repente en el horizonte. Esta marca, propiedad del grupo Osborne, cuyo denominativo es “Toro”, junto con su característico perfil bien conocido, se ha visto envuelta en un litigio en materia de marcas que ha sido recientemente resuelto por la Sala Primera del Tribunal Supremo. El conflicto se suscitó por la similitud que presentan las marcas “Toro de Osborne” y “Badtoro”, de la empresa catalana Jordi Nogués SL, así como de sus respectivos signos distintivos gráficos. Osborne presentó una demanda de nulidad de la marca denominativa “Badtoro” porque consideró que su derecho era lesionado por la actividad comercial de “Badtoro”, al generar riesgo de confusión entre ambas marcas.

Continuar leyendo

La Associació de Veïns d’Es Pil·larí gana la batalla a Adam Foods y obtiene su marca ‘Fira del Llonguet’

La Associació de Veïns d’Es Pil·larí gana la batalla a Adam Foods y obtiene su marca 'Fira del Llonguet'

La batalla que empezó hace dos meses, cuando Adam Foods se opuso ante la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) al registro de la marca Fira del Llonguet por similitudes con su Marbú Dorada, ha finalizado con la victoria de la Associació de Veïns d’Es Pil·larí. La asociación mallorquina ha visto cumplidas sus aspiraciones legítimas de registrar con éxito la caracterización del llonguet que representa a esta feria gastronómica popular y que responde al nombre de Tià Llonguet.


Continuar leyendo

‘El llonguet en la antesala’, un artículo de Josep Magraner en Diario de Mallorca

'El llonguet en la antesala', un artículo de Josep Magraner en Diario de Mallorca

Josep Magraner, abogado de Sebastià Frau Advocats, descompone el caso de Pep Lemon contra Pepsi en un artículo para Diario de Mallorca. De esta manera lo establece como antesala de la actual batalla entre Artiach y la Fira del Llonguet, a la que augura un desenlace mucho más feliz que el que tuvo Pep Lemon.

Aquí se puede leer el artículo completo

¿Sabemos lo que aceptamos?

¿Sabemos lo que aceptamos en la política de privacidad?
Las múltiples consecuencias de aceptar las políticas de privacidad y condiciones de uso en la red.

Es habitual que cuando compramos por Internet, nos descargamos una app, nos creamos una cuenta en alguna red social o nos suscribimos a un servicio por Internet se nos pida que, para completar el servicio o para que se cree nuestro usuario, aceptemos la política de privacidad de la sociedad que lo proporciona y los términos o condiciones de uso del servicio. La gran mayoría de los internautas, y esto es innegable, ignoran las implicaciones que aceptar tales cláusulas puede tener en la esfera de sus datos personales y hacen “clic” sin más para terminar el trámite tan rápido como sea posible.

Continuar leyendo

En el Día Mundial de Internet

google-485611_1920_Retocado

Pocas cosas quedan fuera del alcance de Internet e, incluso, los hay que consideran que aquello que no se encuentra en Internet significa que no existe. En los últimos años han aparecido una serie de conceptos que ya utilizamos en nuestro lenguaje habitual, neologismos que las generaciones que hemos crecido con Internet no nos podemos permitir ignorar: Cloud, hashtag, ebook, tweet, data room, app, @e-commerce o community manager son palabras inglesas todavía no oficializadas aquí que utilizamos de manera indiscriminada en el día a día.

Son muy diversas las grandes compañías que operan en Internet y que ofrecen infinidad de servicios relacionados con la comunicación, el almacenamiento de contenidos, las redes sociales o el intercambio o publicación de noticias. Para ponernos en contacto a tiempo real y a través de vídeo y sonido utilizamos Skype, plataforma líder que proporciona servicios de comunicación online en todo el mundo. A través de Skype podemos hablar y ver a nuestro hijo que se encuentra de intercambio en Lima, mientras nosotros descansamos en la habitación del hotel en Tokyo. En muchas empresas esta herramienta ha sido trascendental puesto que ha sustituido la necesidad de tenernos que desplazar a Singapur a cerrar un acuerdo comercial: en la distancia, sin movernos de nuestra casa, también será posible la interrelación simultánea, visual y de voz, con los clientes. Por otro lado, WhatsApp es el instrumento líder en comunicación instantánea, un servicio gratuito que nos permite la conexión ilimitada por medio de mensajes textuales, así como el envío y la recepción de fotos y vídeos.

Las redes sociales han cambiado el panorama de las relaciones sociales de forma radical, han acentuado los elementos de inmediatez, localización permanente y visibilidad. La enorme variedad que el usuario tiene al alcance hace que pueda exponer públicamente su perfil en infinidad de aplicaciones y páginas web que nos ponen en contacto con una ancha diversidad de personas. Plataformas como Instagram, Periscope, Facebook, Snapchat o Flickr promueven la publicación de fotografías, vídeos y otros contenidos multimedia, mientras que Twitter, Blogger o WordPress se decantan hacia las publicaciones escritas. Las redes sociales también han favorecido el networking, y herramientas como LinkedIn nos permiten dar a conocer nuestros rasgos formativos y/o laborales, hacer contactos con otros profesionales y clientes, informarnos de ofertas de trabajo y participar en procesos de selección.

Mediante la utilización de Internet, sea a través de la Web o de cualquiera de sus múltiples aplicaciones, nos será posible descargar grandes cantidades de archivos. Pero si estos archivos acaban ocupando la totalidad o gran parte del espacio de los dispositivos que utilizamos, esto tendrá solución. Cada vez será más frecuente que eliminemos los archivos descargados para almacenarlos en iCloud, Google Drive o Dropbox, plataformas que nos permitirán que los archivos estén siempre disponibles en la “nube”.

Las aplicaciones también sirven para encontrar el amor o algún suyo sucedáneo. Aplicaciones como Tinder, Happn, Adoptauntio, Grindr o Meetic usan sistemas de geolocalización para poner en contacto a usuarios que se encuentran en el mismo lugar y que concitan deseos coincidentes. Por el contrario, cada vez resulta más frecuente que compremos cualquier cosa o contretamos cualquier servicio a través de Internet. Por ejemplo, si estamos imposibilitados para sacar a pasear Toby o no nos apetece porque tenemos otros planes mejores, en treinta minutos tendremos alguien que nos sustituirá, sin que al perro, sin embargo, nadie le pida si el cambio le parece bien. De momento, la cosa no ha llegado tan lejos.

Desde la regulación de las webs de descarga y visualización de películas, series y música de forma ilegal han surgido una serie de plataformas que ofrecen servicios de acceso a contenidos multimedia que nos permiten ver películas, series y escuchar música de forma ilimitada a cambio de una suscripción razonable. Así, Filmin o Netflix, ofrecen servicios de vídeo online a través de diferentes catálogos, mientras que Spotify nos da la posibilidad de escuchar casi cualquier canción, incluso cuando no tenemos conexión wi-fi. Estas herramientas satisfacen en cierta medida las demandas de la industria musical y cinematográfica y no suponen un gran gasto por los usuarios.

La acelerada evolución de Internet va de la mano de la evolución de la tecnología con la que se vincula. Los grandes fabricantes, entre ellos, Apple, Samsung, Microsoft o HTC adaptan los dispositivos que fabrican a las nuevas posibilidades que ofrece Internet, conformando aquello que se denomina “Internet de las Cosas”. El concepto se refiere a la implantación de Internet en nuestros objetos de la vida cotidiana, dotándolos de inteligencia para hacernos la vida más fácil. En la próxima década es posible que nuestra nevera nos indique qué productos están a punto de caducar, porque la fecha de caducidad quedó registrada en la nube cuando hicimos la compra a través de nuestro teléfono móvil; también nos pondrá en marcha a voluntad el aire acondicionado de camino a nuestra casa. Son infinitas las posibilidades que nos ofrece y nos ofrecerá Internet en los próximos años, pero hay ciertas cosas que nunca tenemos que perder de vista. La seguridad en Internet es un elemento indispensable para que todos estos adelantos se puedan materializar. La protección de nuestros datos de carácter personal, la compra segura por Internet que garantice la privacidad de nuestros datos bancarios, el control sobre la piratería y la compraventa de productos falsificados serán elementos clave que se tendrán que reforzar e implementar a medida que Internet supera fronteras.

Por Josep Magraner Llobera, abogado de Frau Advocats.